Descubre Cómo Fotografiar el Arco Completo de la Vía Láctea

Si te gusta la fotografía nocturna y capturar las estrellas, seguro que uno de tus motivos favoritos es fotografiar la Vía Láctea surcando el cielo nocturno. Y sin duda una de las fotos más impresionantes que puedes realizar de la Vía Láctea es una panorámica de su arco completo.

¿Qué Necesito para Fotografiar las Estrellas?

Lo primero que debes recordar es todo lo que te contábamos en nuestra “Guía Definitiva para Fotografiar Estrellas”. Vamos a repasar brevemente los consejos más importantes que deberás seguir si quieres conseguir buenas fotografías de la Vía Láctea:

  1. Evita la contaminación lumínica: Éste es uno de los consejos más importantes. La diferencia entre una foto a las estrellas con contaminación lumínica y otra realizada en una zona oscura es abismal. Así pues, procura alejarte lo máximo posible de las ciudades y salir en noches con luna nueva, o cuando la luna ya se haya escondido o no haya salido todavía. Visita Light Pollution Map para descubrir qué zonas cercanas a ti tienen un cielo más limpio.
    1. Vigila el tiempo atmosférico: Obviamente, si hay nubes pocas estrellas vamos a conseguir captar. Pero muchas veces algo que también estropea el cielo y no es tan fácil de visualizar a simple vista es la humedad. Por eso será importante que consultes alguna web meteorológica cuando planifiques tu salida fotográfica nocturna. Para advertir la humedad a simple vista un buen truco es mirar al cielo y observar si las estrellas se ven difusas y poco brillantes. Ese será el indicativo de que, efectivamente, hay humedad en el ambiente. Y aunque tú no la veas, tu cámara sí la captará.
    2. Usa un objetivo gran angular y luminoso: Aunque no es obligatorio, sí te va a venir bien contar con un objetivo gran angular para abarcar cuanto más paisaje mejor. No solo te servirá para tener que disparar menos tomas para montar la panorámica, sino que también te permitirá disparar durante más tiempo (esto lo veremos en el siguiente punto). Y será mejor todavía que ese objetivo sea luminoso, ya que como veremos después deberás abrir al diafragma al máximo para captar más estrellas.
    3. Usa tiempos de exposición largos: Cuanto más tiempo de exposición uses, más estrellas captarás y la Vía Láctea se marcará más. Sin embargo, el movimiento de la Tierra hará que pasados ciertos segundos las estrellas empiecen a dejar traza. Para captar la Vía Láctea necesitaremos que las estrellas se muestren como puntos, así que deberemos evitar esas trazas. Generalmente, a partir de los 20-30 segundos es cuando las estrellas ya empiezan a dejar traza, pero dependerá mucho del diafragma al que estemos disparando y de la distancia focal que usemos (y, en consecuencia, también del tamaño del sensor). Cuanto más angular sea el objetivo, más segundos te permitirá disparar sin que las estrellas empiecen a dejar traza. Existen muchas app’s que pueden ayudarte a calcular exactamente el tiempo de exposición máximo en cada situación, como por ejemplo Photopills.
    4. Abre el diafragma al máximo: Para captar la mayor cantidad posible de estrellas lo ideal será abrir el diafragma al máximo. Cuanto más lo abras, más estrellas captarás y más se marcará la Vía Láctea en el cielo. Por eso será recomendable usar un objetivo luminoso.
    5. Sube la ISO: No temas subir la ISO, para captar estrellas es completamente necesario subirla. Como mínimo se recomienda subirla hasta 1600-3200, aunque si tu cámara y las condiciones lumínicas te lo permiten, podrás subirla más si lo prefieres. Procura, eso sí, no ganar demasiado ruido en tu toma. Si tu cámara no maneja bien el ruido en ISOs altas, haz pruebas para determinar cuál es la ISO máxima a la que puedes disparar sin que el ruido estropee tu fotografía.
    6. Planifica la fotografía: No te recomiendo que salgas a la aventura a cazar la Vía Láctea, lo mejor es planificar la salida con anterioridad. App’s como PhotopillsStellarium o The Photographer’s Efemeris nos ayudarán a saber cuándo y por dónde sale la Vía Láctea. Así podrás encontrar el lugar perfecto para fotografiarla.

      ¿Cuándo y Dónde Podemos Fotografiar el Arco Completo de la Vía Láctea?

      No podemos fotografiar la Vía Láctea todo el año. Bueno, más concretamente el centro galáctico de la Vía Láctea, que es la parte más brillante e impresionante. Puedes fotografiar el centro galáctico de la Vía Láctea desde finales de febrero hasta octubre. El tiempo que el centro galáctico está visible va variando a medida que avanza el año, siendo mayor entre abril y julio.

      El centro galáctico de la Vía Láctea se va moviendo de este a oeste a lo largo de la noche. En el hemisferio norte va pasando de una posición paralela al horizonte cuando sale, a una posición casi perpendicular cuando se esconde. En cambio, en el hemisferio sur lo hace al revés, sale por el horizonte en una posición más o menos perpendicular y se esconde en posición paralela. Obviamente esto va a variar mucho dependiendo de si estás más cerca o más lejos del ecuador.

      Como ya habrás supuesto, para poder fotografiar el arco de la Vía Láctea lo ideal es hacerlo cuando está en posición paralela con el horizonte.

      Así pues, si ves que la Vía Láctea dibuja una línea más bien vertical no vas a poder conseguir una fotografía del arco, ya que éste subirá hacia arriba y pasará más o menos por encima de tu cabeza. ¡Pero no te preocupes! Aunque no puedas conseguir en ese momento una panorámica del arco de la Vía paralelo al suelo, sí vas a poder crear una panorámica que siga toda la línea que dibuja. También son impresionantes, y se consiguen de la misma forma que veremos a continuación.

      Aquí en el hemisferio norte tenemos un pequeño inconveniente. Como la Vía Láctea está en posición horizontal solo cuando sale por el horizonte, no vamos a poder captarla a partir del verano porque sale antes de que anochezca. En esos meses, cuando anochece la Vía Láctea ya se ha levantado y ya no la podremos captar posicionada de manera paralela al horizonte.

      En cambio, en la primera mitad del año el centro galáctico sale cuando ya ha anochecido, así que en ese momento será cuando más paralela al horizonte podremos encontrar la Vía Láctea. Así pues, lo ideal será intentar realizar estas fotografías antes de julio.

      Este problema no ocurre en el hemisferio sur. Allí puedes fotografiar la Vía Láctea paralela al horizonte de febrero a junio, justo después de que el centro galáctico se eleve sobre el horizonte; y de junio a septiembre, justo antes de que se esconda por el oeste.

      ¿Cómo Hacer una Panorámica del Arco Completo de la Vía Láctea?

      Al igual que con cualquier panorámica, vamos a necesitar hacer diversas fotos seguidas que abarquen todo lo que queremos incluir en la panorámica, en este caso el arco completo de la Vía Láctea y también parte del resto del paisaje. Recuerda que cada toma tiene que compartir aproximadamente un 30% de información con la toma anterior para asegurarte de que se pueda montar correctamente, así que procura no espaciarlas demasiado si no quieres encontrarte con problemas después. Será mejor que hagas fotos de más, que de menos.

      Coloca tu cámara en el trípode y procura que esté bien nivelada para que la fotografía no te salga torcida. Lo ideal en este caso es disparar las tomas en vertical para poder abarcar más paisaje y que al juntarlas nos den como resultado una fotografía horizontal.

      Así pues, coloca tu cámara en vertical y encuadra de manera que abarques suficiente cielo como para poder captar el arco completo de la Vía Láctea y también algo de suelo, para que la fotografía sea más atractiva.

      Es posible que con una tira de fotografías verticales no puedas abarcar todo el cielo y el suelo que te gustaría. Dependiendo de la zona y de la época del año, el arco de la Vía Láctea puede ser más pronunciado o más recto. En ese caso deberás disparar dos hileras de fotos: una captando más suelo y la otra captando más cielo. De la misma manera que antes, todas las tomas deberán compartir aproximadamente un 30% de información con la toma anterior para poder montarlas correctamente en el procesado.

      Como ves, es simplemente echarle un poco de paciencia. Disparar e ir moviendo el encuadre, asegurándote de que la nueva fotografía comparta un 30% de información con la anterior y procurando también que esté nivelada con el horizonte. Es un proceso algo lento, porque como te contaba antes cada fotografía va a tener un tiempo de exposición de unos 20-30 segundos, así que tenlo en cuenta porque en este tipo de fotos las prisas nunca son buenas.

      Un Ejemplo Práctico

      Vamos a ver un caso práctico como ejemplo. Fui en abril al Parque Natural de Cap de Creus (Girona), porque ya había visto en Light Pollution Map que es una zona con un cielo bastante limpio de contaminación lumínica. Gracias a Photopills pude comprobar cuándo y por dónde salía el centro galáctico de la Vía Láctea, y pude planear el encuadre con antelación.

      Aunque el centro galáctico empezaría a asomar por el horizonte sobre la 1:30 de la madrugada, ya planeé esperar un poco más a que la Vía se elevara un poco más en el cielo, ya que en abril la vía tarda todavía bastante en ponerse en posición perpendicular respecto al horizonte. Así, a las 4 de la madrugada estaba perfectamente situada: algo alta, para poder captar bien el centro galáctico, pero todavía más o menos paralela al horizonte.

      Coloqué la cámara sobre el trípode en posición vertical y coloqué los parámetros adecuados. En este caso fueron: 25 seg. – f/2.8 – ISO 8000.

      A continuación disparé un par de fotos de prueba para ver si con una hilera de fotos verticales me bastaba para abarcar tanto la parte más elevada de la vía como la parte del paisaje que quería. Una vez comprobado que sí me cabía todo en ese encuadre, me situé para realizar la primera foto, en el centro galáctico de la Vía Láctea. Lo encuadré bien, comprobé que el horizonte estaba recto y disparé.

      Una vez terminaron esos 25 segundos de toma, reencuadré para capturar el siguiente trocito de Vía Láctea, procurando solapar el nuevo encuadre con el anterior, para no tener problemas luego al montar la panorámica. Al igual que antes, me aseguré de que el horizonte quedara recto. Y así, disparé, volví a reencuadrar y a disparar hasta cubrir todo el arco de la Vía con 5 fotografías verticales.

      ¿Cómo Montar una Panorámica del Arco Completo de la Vía Láctea?

      Ahora que ya sabes cómo hacer las fotografías necesarias para la panorámica, toca aprender a montarla. Existen muchos programas para montar panorámicas, como por ejemplo Photoshop, Lightroom, Microsoft ICE o Auto Stitch. Yo normalmente uso Lightroom, porque así a la vez que revelo los archivos RAW ya monto la panorámica, me parece lo más cómodo. Así que vamos a ver el proceso con el ejemplo que hemos visto en el punto anterior.

      He importado en Lightroom toda la sesión de esa noche y he seleccionado las 5 fotos de la panorámica haciendo click sobre la primera de ellas y haciendo click sobre la última mientras mantengo pulsada la tecla Shift. A continuación he pulsado con el botón derecho del ratón sobre ellas y le he dado a la opción Combinación de fotografías / Panorama.

      Aquí automáticamente Lightroom ha combinado las 5 fotos para crear una única fotografía panorámica. Nunca te va a quedar una panorámica 100% perfecta, siempre vas a tener que ajustarla y recortarla. Lightroom tiene un par de opciones muy interesantes para hacerlo rápidamente y sin esfuerzo.

      La primera de ellas es el deslizador de Deformación de límite, la cuál va deformando ligeramente la imagen para ajustarla a los bordes y que no queden huecos en blanco. Y la otra es la casilla de Recorte automático que, como su propio nombre indica, recorta la fotografía para que no quede ningún hueco en blanco.

      Lo ideal es ir jugando con estas dos opciones para no recortar demasiado la fotografía pero tampoco deformarla en exceso. En este caso he aumentado el deslizador de Deformación de límite al 30 y he recortado el sobrante. Finalmente le he dado a combinar y ya se ha creado la panorámica.

      Lo bueno de crear la panorámica con Lightroom es que se crea una foto nueva en la galería en formato DNG que vamos a poder revelar normalmente, para poder dejarla a nuestro gusto.

Fuentes.: dzoom