DETENIDOS POR POSIBLE DELITO CONTINUADO LOS AUTORES DE VARIAS SUSTRACCIONES DE MÓVILES EN BARRACAS

       Las detenciones se realizaron principalmente en la Nit de la Roà, donde los individuos habrían encontrado las mayores facilidades debido a la gran afluencia de público a las barracas y el trabajo en grupo.

       Al día siguiente volvieron a ser detectados, siendo sorprendidos con otros seis terminales, cerca del dispositivo de seguridad establecido por Policía Local en la ladera del río, último evento masivo programado.

Entre los días 14 y 15 de agosto la coordinación de los EOS (Equipos Operativos de Seguridad), GAO (Grupo de Apoyo a Operaciones) y los equipos de seguridad privada de barracas, dieron cuenta de su eficacia en la vigilancia y control de la seguridad ciudadana durante estas fiestas patronales.

Habiéndose realizado detenciones en días anteriores por la sustracción de smartphones, la Nit de la Roà fue el momento de mayor actividad debido a la gran afluencia de público a las barracas. Fueron los vigilantes de seguridad destinados a la Barraca Municipal los que localizaron, alrededor de la 05:00, a dos posibles sospechosos implicados en estas acciones delictivas durante los días previos, siendo apoyados inmediatamente por los EOS. Estos jóvenes, de varias nacionalidades y de edades comprendidas entre los 16 y 19 años, fueron preguntados al respecto, negando cualquier vinculación. No obstante, portaban tarjetas bancarias a nombre de terceras personas refiriendo que “alguien se las debía haber metido en el bolsillo sin darse cuenta”. In situ, otro joven indicó a los actuantes tener serias sospechas de que, al menos, uno de los implicados fuera el que minutos antes le habría sustraído al descuido la cartera, si bien no iba a presentar denuncia.

Por tales hechos y al carecer de documentación, fueron traslados a Comisaría a efectos de identificación y ser de fuera de la ciudad. En este lugar fue donde se produjo su identificación espontánea por parte de una de las víctimas que se encontraba allí denunciando. Según relató a los agentes, se habrían acercado en grupo y simulando bailar y saltar, chocaban accidentalmente, momento en el que efectuaban el hurto, llegando a participar en algunas ocasiones unas chicas que distraerían a los objetivos. Con esta información y las gestiones que Policía Nacional realizó, se puso en relación una serie de denuncias de esa y noches anteriores, que contaban con adecuadas descripciones de los posibles autores. Informados los equipos policiales presentes en los recintos festeros, estos atendieron a los afectados allí presentes e identificaron con su ayuda a otros tres posibles autores, de edades similares. Uno de ellos fue detenido por atentado a Agente de la Autoridad, al ser interceptado y ser informado de las averiguaciones. La actuación se saldó con cuatro detenidos totales.

Al día siguiente, durante el dispositivo de seguridad realizado con motivo del lanzamiento del Castillo de Fuegos Artificiales en la ladera del río Vinalopó, el GAO detectó a varios de estos individuos por la zona. Al reconocerlos como los presuntos autores y tratar de identificarlos correctamente, emprendieron la huida sin dudar. Uno de ellos llegó a lanzar un teléfono al interior de un carro de bebé que encontró al paso. Tras darles alcance, se les intervinieron hasta seis terminales, de los cuales la mayoría ya figuraban denunciados. Los tres jóvenes fueron detenidos y trasladados a dependencias policiales, que deberán enfrentarse a la imputación de un delito continuado de hurto debido a la gran cantidad de denuncias de las que son sospechosos, realizando la oportuna investigación la Comisaría de Policía Nacional de Elche.