La Policía Local de Elche detiene a un presunto contrabandista de tabaco tras una persecución que acabó en la Vega Baja

– El vehículo, que transportaba 20 kilos de picadura de tabaco, se dio a la fuga, siendo interceptado en la localidad de Benijófar

– El hombre de 43 años fue arrestado por un delito de conducción temeraria, atentando a agente de la autoridad y manejar un coche careciendo de permiso de conducción

2022/12/22

La Policía Local de Elche detuvo el pasado lunes 19 de diciembre a mediodía a un presunto contrabandista de tabaco de 43 años tras perseguirlo hasta la Vega Baja. Todo comenzó cuando una dotación del cuerpo de seguridad municipal ilicitano, que se encontraba efectuando tareas de vigilancia rutinarias en Carrús, se cruzó con un turismo ocupado por dos personas, que al percatarse de la presencia policial incrementó su velocidad sin motivo aparente, cosa que levantó las sospechas de los agentes.

Pese a los avisos acústicos y luminosos del coche patrulla, el vehículo continuó elevando su velocidad ignorando la preferencia en cruces y saltándose los semáforos, lo que generó un evidente riesgo para conductores y transeúntes, algunos de los cuales debieron desviar su trayectoria o apartarse. Antes de alcanzar la autovía dirección Murcia, con velocidades aproximadas por encima de los 200 kilómetros por hora, este protagonizó más situaciones de peligro al derrapar y acceder a viales sin visibilidad, previa circulación por la mediana e invadir la rotonda de calle Almansa.

En ese punto, se incorporaron más patrullas disponibles y se comenzó la coordinación con las policías de otros municipios. Además, se optó por no perder de vista el vehículo y esperar al mejor momento para cortarle el paso, tratando de minimizar el riesgo de accidente por pérdida de control o colisión.

A la altura de Almoradí, el implicado tomó una salida de la autovía y continuó su conducción temeraria por carreteras comarcales. La persecución siguió hasta Benijófar. Finalmente, ante la presencia de un camión hormigonera en el acceso de una rotonda, uno de los automóviles perseguidores consiguió adelantarlo y cerrarle el paso, haciendo lo mismo un segundo coche patrulla por detrás.

Al verse bloqueado, y tras golpear ambos vehículos policiales, el conductor reaccionó abriendo de forma violenta la puerta golpeando así a un agente, además de arrollar a otro al tratar de huir del lugar, pudiendo ser reducido a pesar de la fuerte resistencia, con patadas y puñetazos para impedir su inmovilización, produciendo lesiones a los agentes intervinientes. La acompañante colaboró con la policía en todo momento.

El hombre fue detenido por un delito de conducción temeraria, atentando a agente de la autoridad y, además, manejar un coche careciendo de permiso de conducción por retirada de puntos. Y tras el pertinente registro, encontraron unos 20 kilos de picadura de tabaco, tramitándose por ello una denuncia ante la Agencia Tributaria. Efectivos policiales de Rojales, Almoradí, Crevillent y de la Guardia Civil prestaron apoyo a los agentes ilicitanos durante la persecución.

Por otro lado, dentro del seguimiento coordinado contra la venta de tabaco a menores y de contrabando, el día anterior se localizó en la misma zona de la calle Diagonal a dos mujeres con varias bolsas con cigarros de contrabando ocultas en una bolsa de bebé. En total se les intervinieron unas 13 bolsas con una veintena de cigarrillos cada una. Ambas confirmaron su venta ilegal a agentes del Grupo de Apoyo a Operaciones (GAO) de la policía ilicitana.

Translate »