La Policía Nacional ha detenido en Denia a un joven por extorsionar presuntamente a la madre de un compañero de su equipo de fútbol con un “secuestro express”

  • El arrestado que resultó ser menor de edad llamó de madrugada a la madre de un compañero de su equipo de fútbol amenazando con matar a su hijo si no le hacía un bizum de 10.000 euros
  • Otro amigo del arrestado también participó en las llamadas y aprovecharon que el presunto secuestrado se encontraba esa noche fuera del domicilio familiar            

06-marzo-2022.- Agentes de la Policía Nacional han detenido en la localidad de Dénia a un menor de edad que presuntamente extorsionó a la madre de un compañero de su equipo de fútbol con matarle si no le hacía un bizum de 10.000 euros, mediante una llamada telefónica que le realizó de madrugada aprovechando que el hijo se encontraba fuera del domicilio familiar.

La madre del presunto secuestrado, recibió una llamada sobre las seis de la mañana, en la que en primer lugar escuchó la voz de un varón que simulaba ser su hijo en un ambiente de fiesta y con un tono como si hubiera consumido algún tipo de sustancia o alcoholes. A continuación, otra voz de chico distinta a la anterior, en un tono amenazador le decía que tenía a su hijo en el maletero del coche y que lo iba a matar si no le hacía un bizum de 10.000 euros primero y después rectificó y le pidió cinco mil euros más, todo ello mientras que como ruido de fondo escuchaba lo que parecían disparos.

La llamada concluyó cuando la voz al otro lado del teléfono le dijo que llamara a su hijo y que luego volvían a llamarla.

De este modo, aterrada por la situación, junto con su marido llamaron a su hijo, quien respondió a la llamada y confirmó que se encontraba en buen estado y en el lugar donde previamente les había indicado que estaría, una casa donde celebraban una fiesta con otros amigos, ante lo cual ambos progenitores se marcharon de inmediato hacia ese sitio para recogerle.

Durante la angustiosa marcha de los progenitores en busca de su hijo, éste recibió una llamada también, desde un número oculto, en la que una voz de un chico, únicamente le dijo que sabían que sus padres iban a recogerle y que le iban a matar antes de que llegasen, colgando rápidamente el interlocutor del otro lado de la línea sin darle tiempo a contestar.

Tras esto, nuevamente la madre recibió una llamada de número oculto, donde la misma voz anterior le decía saber que antes de que llegaran iban a matar a su hijo, cortando la llamada inmediatamente esta persona.

Cuando los padres consiguieron llegar al lugar donde se encontraba su hijo, lo encontraron en perfecto estado, tras lo que dieron cuenta a la Policía interponiendo una denuncia, haciéndose cargo de la investigación la Brigada Local de Policía Judicial.

El resultado de las pesquisas policiales, a través del Juzgado de Instrucción número dos de Denia, reveló el número de teléfono desde el que habían recibido las extorsiones y así también la titularidad de la línea, que se encontraba a nombre de la madre de un compañero del club de fútbol donde juega el presunto secuestrado.

Finalmente, los agentes de policía, consiguieron detener al llamante que resultó tener dieciséis años a quien tomaron declaración en dependencias policiales en presencia de su abogado, acusado de un delito de extorsión, donde declaró que se trataba de una broma que querían gastarles.

Fruto de la declaración del menor, los investigadores averiguaron la identidad del otro participante en las llamadas, dando cuenta a la Fiscalía de Menores de Alicante de los hechos y de la identidad de este segundo participante en la macabra presunta broma.

El menor detenido, de nacionalidad española y de 16 años de edad, fue puesto en libertad tras prestar declaración en dependencias policiales a la espera de ser oído en sede judicial.

¿Qué es la estafa del falso “secuestro exprés virtual”?

Se trata de la llamada de unos falsos secuestradores que intentan hacer creer a la victima que tiene secuestrado a algún familiar o persona allegada, solicitando el pago de una cantidad de dinero de manera inmediata.

La llamada bajo amenazas se prolonga durante bastante tiempo con dos objetivos: evitar que la víctima pueda corroborar la veracidad de la información y por otro lado conseguir que realice un pago rápido. Para ello el estafador va dando instrucciones a la víctima para que transfiera el dinero o lo haga llegar a través de empresas de envío de dinero.

Para evitar caer en la estafa, la Policía Nacional recuerda unos consejos básicos :

  • No descuelgue llamadas que no espera con prefijo extranjero o con número oculto.

  • Desconfíe si le dicen que han secuestrado a un familiar, incluso si se pone otra persona o se escuchan voces de fondo: ¡No son su familiar!

  • Mantenga la calma ante la presión ejercida por el falso secuestrador, que usará violencia verbal de cualquier tipo.

  • Compruebe la información que le están aportando los falsos secuestradores.

  • No realice ningún pago, le exigirán un pago rápido para no dar tiempo de localizar al familiar, no envíe ningún dinero.

  • No facilite datos personales y tampoco los publique en redes sociales.

  • Avise a la Policía Nacional (091) e intente localizar al supuesto secuestrado por otra línea, así como grabar la llamada maliciosa.