La Policía Nacional ha detenido al presunto autor de un robo con intimidación con arma blanca en un establecimiento cuando huía del lugar

En un establecimiento del centro de Alicante

  • El detenido armado con unas tijeras obligó a las empleadas a tirarse al suelo mientras que robaba el dinero de la caja
  • Policías de paisano detuvieron al presunto autor a dos calles del suceso recuperando íntegramente el botín que robó y el arma que usó para intimidar a las empleadas del establecimiento
  • Llamar al 091 inmediatamente y aportar todos los datos posibles a la Policía es crucial para lograr detener al autor o autores de un delito y recuperar los efectos robados              

18-octubre-2021.- Agentes de la Policía Nacional han detenido en el centro de Alicante al presunto autor de un robo con intimidación con arma blanca, ocurrido en el interior de un céntrico y conocido establecimiento de ferretería de la ciudad.

Los hechos ocurrieron a media tarde, cuando un individuo entró en una conocida y céntrica ferretería del centro de Alicante a quien las dependientas tuvieron que llamar la atención puesto que no llevaba la mascarilla puesta y además estaba fumando.

El individuo, se escondió tras una estantería unos segundos y después, se dirigió hacia el mostrador donde se encontraban las dos dependientas, cogió unas tijeras que había encima del mostrador y esgrimiéndolas les gritó que se tirasen al suelo y que no le mirasen, haciendo caso las empleadas presas del pánico, mientras que el arrestado sacaba el dinero de la caja registradora y cogía un teléfono móvil de una de las empleadas, el cual también sustrajo, marchándose del lugar apresuradamente, no sin antes, ponerse agresivo golpeando la caja registradora violentamente y amenazando a las empleadas con pincharles si se movían.

Las empleadas, a pesar de la violenta situación sufrida, se repusieron reaccionando rápidamente y, mientras que una de ellas avisaba a la Policía, otra se asomaba a la calle para ver la dirección que tomaba el autor, a la par que alertaban a otro empleado para que le siguiera.

En esos instantes, la llamada recibida en la sala CIMACC del 091, alertó a las dotaciones de servicio, resultando que dos dotaciones policiales de paisano destinadas en el Grupo Operativo de Respuesta de la Comisaría de Alicante Centro, que se encontraban próximas al lugar de los hechos, identificaron visualmente al individuo a dos calles del establecimiento gracias a las características aportadas por las víctimas, el cual estaba siendo seguido por uno de los empleados.

Así pues, los agentes, habida cuenta de que el autor posiblemente continuaba armado, se aproximaron a él adoptando las medidas de precaución pertinentes dada la concurrencia de gente que había en la vía pública y consiguieron detenerle sin riesgo alguno para los viandantes.

En el momento de ser arrestado por los agentes, el detenido llevaba encima aún las tijeras con las que amenazó presuntamente a las víctimas, así como 628 euros en efectivo y el teléfono móvil de una de las empleadas el cual llevaba oculto entre sus pantalones.

El detenido, de nacionalidad española, de 43 años de edad y con antecedentes previos fue puesto a disposición del Juzgado de Instrucción de Guardia de la misma localidad.

Desde la Policía Nacional, se informa a los ciudadanos, que llamar al 091 inmediatamente después de haber sido víctima de un delito o haber sido testigo de ello, es crucial para que las dotaciones policiales de servicio actúen de inmediato para lograr detener al autor o autores y recuperar los efectos robados, así como memorizar todos los datos posibles para aportarlos en la llamada y facilitar la acción policial