COVID-19 COMUNIDAD VALENCIANA | El 40% de la población ya ha sido vacunada de la primera dosis y Puig adelanta que la región abandonará pronto el toque de queda

Sanidad suministrará esta semana un total de 250.000 inoculaciones y se prevé administrar alrededor de 205.000 vacunas

La comunidad Valenciana finalizó la semana con casi 2,5 millones de dosis administradas contra el covid-19 y alrededor del 40% de la población cuenta con al menos, una de las dosis. Durante esta próxima semana, la previsión es administrar un total de 205.000 dosis de Moderna, Pfizer, AstraZeneca y la monodosis de Janssen.

A partir de este lunes, la Comunidad contará con 133 puntos de vacunación. En concreto, 101 centros de vacunación municipales abrirán sus puertas, que se unen a los 32 puntos que actualmente ya se encuentran en funcionamiento. Gracias al aumento de centros, estos permitirán que se agilice el proceso de vacunación y continuar inmunizando a la población, según señalaba la semana pasada la consejera de Sanidad Universal y Salud Pública, Ana Barceló: “Con este despliegue de recursos asistenciales se va a poder administrar la vacuna a más de 400 personas cada tres minutos” e inocular 500.000 vacunas a la semana.

En estos próximos siete días que vienen por delante, se vacunará a las personas de 50 años, un grupo de edad que concluirá su administración el 15 de junio, momento en el comenzarán el proceso con las personas de entre 40 y 50 años. Mientras que el turno de los mayores de 30 y menores de 40 años será los días restantes de mes de junio.

El president de la Generalitat, Ximo Puig, tras presidir la Mesa Interdepartamental ha subrayado las nuevas medidas que entrarán vigor este lunes y que se extienden hasta el próximo 7 de junio.

La Mesa Interdepartamental de la Generalitat acordó este sábado las medidas pertinentes de prevención de la pandemia, que incluyen la prórroga del toque de queda, que retrasa una hora su inicio y se fija entre las 01.00 horas y las 6.00 horas de la mañana, y permite la apertura de establecimientos relacionados con la hostelería hasta las 00.30 horas. Además, se amplía el aforo al 75% de las actividades relativas a celebraciones, concentraciones de personas o eventos.

Las medidas anunciadas cuentan con la aprobación del Tribunal Supremo de Justicia de la Comunidad Valenciana (TSJCV), que ha señalado que las cautelas propuestas cumplen los juicios de necesidad, proporcionalidad, idoneidad y argumenta que, el llamado toque de queda “presenta una eficacia mucho mayor que las medias actualmente existentes para intentar impedir la actividad de ocio nocturno conocida como botellón”.

La decisión de reducir la movilidad ha sido un instrumento decisivo en los grandes resultados obtenidos, a pesar de ser unas medidas bastante restrictivas y que, según afirma el president de la Generalitat, Ximo Puig, “gracias a las restricciones se han salvado vidas y contenido la pandemia”. Aunque ha adelantado que: “Si la situación continua como ahora, el 7 de junio, los valencianos dejaremos atrás el toque de queda”.

 

Artículo: María Vecina / AFPRESS

Fotografías: Stock, Manuel Bruque y EFE