La Policía Nacional localiza y detiene en Rojales a una persona fugada de la justicia británica por delitos de explotación sexual de niños y pornografía infantil

§   La eficaz labor policial permitió detener al fugado quien se trataba de un delincuente sexual con varias condenas anteriores por los mismos hechos
§   La coordinación entre la Oficina del Sirene, el Grupo de Fugitivos Internacionales de la Comisaría General de Policía Judicial y el Grupo de Crimen Organizado de la Comisaría Provincial de Alicante fue fundamental para su localizació

26-diciembre-2020.- Agentes de la Policía Nacional han detenido a un hombre de nacionalidad británica al que le constaba una Orden Europea de Detención y Entrega por encontrarse fugado de la justicia de su país por delitos de explotación sexual de niños y pornografía infantil.

A principios del mes de diciembre la Oficina de Coordinación Internacional SIRENE de la División de Cooperación Internacional de la Policía Nacional recibió una alerta en la que se comunicaba el señalamiento de búsqueda de una persona que se encontraba fugada de las autoridades inglesas por delitos de explotación sexual de niños y de pornografía infantil, hechos ocurridos entre 1999 y 2002 cuando las víctimas menores tenían 9 y 11 años de edad, las cuales habrían sido abusabas mientras estaban a su cargo.

El Grupo de Fugitivos Internacionales de la Comisaría General de Policía Judicial inició las investigaciones para averiguar el paradero del sujeto ya que una de sus ubicaciones le situaban en la localidad de Rojales, provincia de Alicante.

Los organismos centrales contactaron con la Comisaría Provincial de Alicante para coordinar el servicio con agentes del Grupo de Crimen Organizado I de la Brigada de Policía Judicial  para recabar todos los datos posibles que permitieran la identificación y localización de la persona reclamada.

Al buscado le constaban varias condenas anteriores por los mismos hechos de violencia sexual, siendo condenado en el año 1990 por tres delitos de agresión sexual contra un menor de 14 años y en 1995 condenado además, por dos delitos de agresión sexual contra un varón menor de 16 años todas estas condenas dictadas por el Tribunal de la Corona de Swansea en Gales, Reino Unido.

Los agentes encargados del caso realizaron multitud de indagaciones hasta que pudieron localizar el rastro de esta persona en un domicilio de la localidad de Rojales. Tras el hallazgo, se estableció un dispositivo entorno al investigado para cerciorarse de la identidad del mismo.

Una vez localizado las autoridades británicas confirmaron su identidad con total fiabilidad y trasladaron el interés por su búsqueda y detención.

Finalmente el prófugo fue arrestado en las inmediaciones de su domicilio con fuertes medidas de seguridad para tramitar su entrega a las autoridades británicas.

El detenido de 61 años de edad, del Reino Unido, fue puesto a Disposición del Juzgado Central Número Cuatro de Instrucción de la Audiencia Nacional competente en la materia.