Medidas extraordinarias en la Sanidad valenciana: Barceló cede ante los sindicatos tras las críticas

Los sindicatos consiguen nuevas garantías en el proyecto de resolución acerca de las medidas extraordinarias a adoptar en la segunda ola de la pandemia.

La nuevas medidas que se planteaba la Consejería de Sanidad de Ana Barceló para hacer frente a la segunda ola de la covid-19 y ante la falta de profesionales sanitarios despertaron las críticas de todo el sector sanitario. En un primer momento el rechazo por parte de todos los sindicatos de la Mesa de Negociación de Sanidad fue absoluto. Sin embargo, esta pasada semana tras una nueva reunión con las organizaciones sindicales ha conseguido labrarse un mayor respaldo.

El nuevo texto incorpora parte de las alegaciones presentadas por los sindicatos CCOO y UGT que corrigen lo que las organizaciones sindicales entendía como vulneración de derechos fundamentales relacionados con el régimen de jornada y descansos y movilidad forzosa.

Tal y como CCOO había exigido, se incorpora al texto la referencia y subordinación de la norma a la Directiva Europea y el Estatuto Marco en materia de jornadas y descansos como garantía para el límite en la modificación de las mismas, cuestión fundamental para evitar la arbitrariedad en las posibles modificaciones que puedan derivarse del aumento de las necesidades asistenciales.

El texto definitivo no cubre todas las expectativas que mantenía este sindicato al principio de la negociación, aún así, CCOO reconoce el esfuerzo de la Consejería de Sanidad en consensuar una norma excepcional ante una situación excepcional sin que suponga la vulneración de derechos del personal, por lo que ha decidido cambiar el sentido de su voto y apoyar la Resolución presentada al asumir parte de sus alegaciones.

Por su parte UGT, destaca que se haya logrado​ el acceso a bolsa de trabajo normal y extraordinaria antes de cualquier medida de movilidad a los profesionales; que no se produzca pérdida retributiva en ningún caso, con compensación, además, de alojamiento, kilometraje y restauración en caso de movilidad voluntaria o forzosa; que se cuente como jornada efectiva de trabajo, el desplazamiento que se pudiera producir en caso de movilidad de los profesionales y también la continuidad de más de 7000 puestos de trabajo para evitar la precariedad y así disminuir la sobrecarga de los trabajadores.

Además, la Consejería de Ana Barceló se ha comprometido a asegurar el acceso a reducciones de jornada que respondan a las necesidades de la conciliación familiar de los profesionale y a informar previamente a los órganos de representación del personal y a los interesados por escrito, ante cualquier medida que afecte a la jornada o la movilidad.

Todos los sindicatos presentes en la Mesa de Negociación (CCOO, UGT e Intersindical) han apoyado la nueva resolución a excepción del Sindicato Médico.

CRÍTICAS DE LOS MÉDICOS

El Sindicato Médico de la Comunidad Valenciana (CESM-CV) se mantiene crítico con el departamento sanitario en puntos de la resolución en los que se establece que un facultativo especialista pueda ejercer en otra especialidad médica sin titulación o la eliminación de descansos.

«Se pretende anular los derechos de descanso, vacaciones, permisos, días de libre disposición, etc. Todo ello por la incapacidad de haber adoptado, desde el mes de febrero pasado, decisiones que permitiesen al sistema asumir en condiciones decentes, organizadas, adecuadas y lógicas la segunda ola que estamos padeciendo», asegura la organización sindical en un comunicado.

«Por todo ello, anunciamos nuestra oposición e impugnación, pues la resolución misma es contraria a los derechos de los empleados públicos que representamos. Interpondremos por ello recurso contencioso-administrativo por vulneración de derechos fundamentales y ordinarios de nuestros representados», sentencia CESM-CV.

 

.

Fuente.: consalud.es