Desalojada una sauna gay en el centro de Madrid con 100 hombres sin mascarilla

Desalojadas 100 personas sin mascarilla en una sauna de Madrid. Ciudadanos alertaron a los agentes de que en el interior del local se incumplían los límites de aforo y las medidas sanitarias para el control de la Covid19.

En el establecimiento los investigadores hallaron gran cantidad de sustancias estupefacientes

Al parecer, algún vecino de la calle Norte, en el barrio de Malasaña, fue quien hizo la llamada que provocó la intervención de los nacionales

Dando respuesta a las denuncias de los vecinos se realizó un operativo policial el pasado domingo por agentes de la comisaría del distrito Centro y encontraron en dicho establecimiento a unas 100 personas sin mascarilla y sin respetar ninguna otra medida sanitaria como las distancias de seguridad.

Además, los agentes comprobaron que había todo tipo de sustancias estupefacientes tiradas por el suelo e identificaron a todas las personas que había en el interior proponiendo para sanción a 21 de ellas por tenencia ilícita de droga. Tras la inspección pertinente del local encontraron entre las pertenencias de ocho varones gran cantidad de estupefaciente como cocaína, ketamina, GHB y estimulantes sexuales por lo que fueron inmediatamente detenidos como presuntos responsables de un delito contra la salud pública.

Los vecinos alertaron a la Policía

Varios viandantes fueron los que alertaron a los agentes, a las siete y media de la tarde del domingo, de que en este establecimiento se incumplían los límites de aforo y no se tomaban medidas de prevención ante la alerta sanitaria actual.

Por el alto número de denuncias, los agentes diseñaron un operativo, comandado por la comisaría del distrito Centro, en el que encontraron en el establecimiento a unas 100 personas sin mascarilla y sin respetar ninguna otra medida sanitaria como las distancias de seguridad.

La versión del local: “Todo está en orden”

El establecimiento Sauna Paraíso, ubicado en el barrio de Malasaña, ha emitido un comunicado en el explican que este domingo el local vivió una “inspección de control” que es habitual en la mayoría de los establecimientos.

Defienden que, “tras hacer las comprobaciones pertinentes”, “todo está en orden” para el “funcionamiento normal de la sauna” y que el horario, aforo y medidas se mantienen en el establecimiento como “hasta ahora”.

“Queremos disculparnos por el mal momento o susto que se pudieron llevar muchos de nuestros clientes que estaban en el interior en ese momento”, lamenta el local.

Deja una respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.